Una semana decisiva: calendario del Real Madrid y el Barcelona

A los once días de reanudarse el campeonato, el Madrid recuperó el liderato; la siguiente semana aumentó a dos puntos su ventaja con el Barcelona y el empate de ayer del equipo de Setién contra el Atlético puede hacer que la renta blanca aumente si gana al Getafe el jueves. Esta semana el título puede quedar prácticamente visto para sentencia. Blancos y azulgranas afrontan los enfrentamientos ante los rivales más duros que les quedan en esta recta final de Liga. Con permiso del Villarreal, quinto clasificado y que visitará a los blancos en la penúltima jornada

Precisamente el Barça cerrará la semana rindiendo visita al conjunto groguet. Los cuatro partidos restantes para los azulgranas serán ante rivales de la mitad baja de la clasificación: Espanyol (20º), Valladolid (15º), Osasuna (11º) y Alavés (16º). Los cuatro podrían llegar, para bien o para mal, con su futuro resuelto.

Al Madrid la semana se le presenta contra otros dos rivales que pelean por Europa: Getafe (6º) y Athletic (9º). Luego vendrán Alavés (16º) y Granada (11º) y los de Zidane acabarán la Liga recibiendo a un Villarreal inmerso también en la lucha por los puestos europeos y visitando a un Leganés (19º), que puede estar condenado o apurando sus opciones de salvación.

Los descansos y el orden los partidos también serán importantes en este esprín final. Después de medirse con el Getafe (jueves 2 de julio, 22:00), el Madrid apenas tendrá 62 horas de reposo para preparar la visita ante el Athletic de la 34ª jornada (domingo 5, 14:00). Esa jornada será la única de las once de la reanudación liguera en la que los blancos jueguen antes que el Barcelona. Los azulgranas dispondrán de 118 horas para pensar en su respectiva visita al Villarreal (domingo 5, 22:00) después del partido de anoche ante el Atlético .

El Madrid disfrutará luego de su mayor período de descanso entre partidos: 126 horas. Aunque los horarios de la 35ª jornada aún no están confirmados, LaLiga ya ha comunicado a los clubes que el Real Madrid-Alavés se jugará el viernes 10 a las 22:00. Esto hará que, pese a ese prolongado descanso, a los de Zidane se les condensarán los últimos cuatro partidos de Liga en diez días. Mientras, el Barcelona, que recibirá al Espanyol el miércoles 8, tendrá doce días para afrontar sus últimos cuatro compromisos del campeonato.

Zidane echa el candado

Los ataques lucen, pero son las defensas las que dan los títulos. Ese axioma, tradicional en la NBA y el fútbol americano, se puede aplicar al Real Madrid y a esta Liga. Zidane le está echando el lazo al campeonato a base de tener el sistema defensivo más eficaz. Ese Madrid que casi miraba con pasividad los goles encajados porque pensaba ganar por aplastamiento es cosa del pasado. Un dato lo dice todo: este Real Madrid 2019-20 deja su portería a cero en la mitad de las jornadas que juega. De las treinta y dos disputadas dejó al rival sin marcar en dieciséis. Cerrojazo.

Un sistema basado en un diamante defensivo. Courtois, por delante Ramos y Varane, y por delante de esos tres, el tapón supremo, Casemiro. A eso se le añaden laterales en un gran estado de forma como Carvajal (evitó un susto en el RCDE Stadium sacándole un gol a Darder) y Mendy. Lo de Case se puede apreciar estadísticamente. Es el que combina más entradas (89) y despejes de cabeza (32) de toda la Liga. Un frontón brasileño.

Zidane ha tenido claro que esta Liga del Coronavirus, como la definió Ramos, es como jugar un Mundial. Mucho partido en pocos días y construir, sobre todo, desde no regalar nada atrás. El plantel le ha hecho caso a pies juntillas. En ninguna de las cinco jornadas disputadas tras el parón el equipo blanco comenzó perdiendo. El Eibar sólo pudo marcar cuando el Madrid ya vencía 3-0 y la Real se metió en el partido cuando la ventaja madridista era de 0-2.

El beneficiado inmediato es Courtois
Una mejoría que trasluce en el Madrid colocando a un aspirante al Trofeo Zamora. Ése es Courtois. El Madrid está moviéndose en las cifras de aquel de la 1987-88 en el que Paco Buyo terminó alzándose con el trofeo. La puja ahora se dirime entre el belga y Jan Oblak. Está reñida. El madridista ha encajado 18 goles en 28 partidos (0,64 por encuentro) y el cancerbero rojiblanco 22 tantos en 31 encuentros (0,71). Más motivos para redoblar la protección a Thibaut.

Carrasco se reengancha

Carrasco se reengancha al Atlético de Simeone. El jugador belga fue el mejor del Atlético en el Camp Nou y además del punto obtenido, la gran noticia para el conjunto madrileño es la aportación del extremo. Carrasco llegó en el mercado invernal como la apuesta rojiblanca para reforzar una plantilla que mostraba carencias ofensivas. La crisis provocada por el COVID-19 obligó a que la competición se parase y eso hizo que Carrasco no pudiera mostrar sus condiciones. Tras el parón, y el gran número de encuentros, Simeone ha ido rotando a su plantilla y Carrasco ya sí ha ofrecido un buen rendimiento. Su partido ante el Barcelona hace que dé un paso al frente. Simeone comentó al final del encuentro que «el Carrasco que se fue está volviendo a su mejor versión».

Carrasco ha jugado 11 partidos de competición oficial en lo que llevamos de temporada, todos en LaLiga. Debutó en el Bernabéu, ante el Real Madrid, el 1 de febrero. Ha jugado siempre y únicamente no disputó ni un minuto contra el Liverpool, en ninguno de los dos partidos de Champions, ni tampoco en el que enfrentó al Atlético ante el Villarreal. En los demás sí que ha gozado de minutos. Ha marcado un gol y dado dos asistencias.

Carrasco realizó cuatro regates (el que más del Atlético), hizo 23 de 26 pases buenos y recuperó cinco balones (que no es lo suyo) en el encuentro ante el Barcelona. Dio la impresión de ser un peligro constante para la defensa azulgrana. Provocó los dos penaltis que propiciaron los dos goles del equipo madrileño. Para Simeone es muy importante la punta de velocidad que tiene el extremo belga.

El futbolista del Atlético acaba su cesión esta temporada. El club rojiblanco ha hablado ya con él para que siga un año más y el belga ha respondido de manera afirmativa. El Atlético quiere hablar con el Dalian chino para que Carrasco esté en la plantilla rojiblanca 2020-21. Simeone ha tenido siempre una gran fe en el belga y partidos como el del Camp Nou le refuerzan. A sus 26 años, en septiembre cumplirá 27, sabe que está ante una de sus últimas oportunidades de volver a un gran nivel en un club que aspira a todo como el Atlético.